El turismo NO mata

Los viajeros de largo tenemos muchas cosas en común pero casi siempre llega un momento en el que nosotros sentimos una diferencia. A muchos les gusta despotricar en contra del turismo convencional, ese que sigue lo que las guías proponen y hasta llegan a usar expresiones como “a esa ciudad la mató el turismo”. No seamos hipócritas: el turismo NO mata. De hecho, da mucha vida.

Te despedís de tu familia en el aeropuerto y te vas de viaje por el mundo. Por más grande que sea el plan o diferente que intentes hacerlo, si es tu primera vez, al principio leés lo mínimo y mirás un ranking de sitios más visitados en internet. Al tiempo ya no te alcanza, no te llena y empezás a mirar blogs independientes. Luego te hacés más fanático de los menos visitados, de los que rescatan aquello que casi nadie conoce, los que promueven actividades mínimamente difundidas.

Así, a grandes rasgos y generalizando, es la “evolución” que transitamos los viajeros que pasamos mucho tiempo en la ruta.  Cuando los cruzamos por el mundo y escuchamos sus historias pensamos “somos iguales” pero a veces llega el momento en que dudamos de eso. Escuchamos expresiones más categóricas sobre los estilos de viaje: “Esto era auténtico hasta hace unos años”, dicen. O recuerdan que “antes, cuando no era turístico, se pasaba mejor”. Hasta ahí es razonable.

Pero el próximo paso es más extremo y nos parece equivocado. Empiezan a pensar que a más gente que conoce un lugar, más daño le hace. “El turismo mata”, dicen; “maldita la hora en que este sitio se hizo popular”, se lamentan. Nos parece errado.

El turismo no solamente no mata, sino que da vida. Y muchas veces, enfocados en lo que nos gusta a nosotros (ver estilos de vida diferentes, más primitivos y sencillos, más atados a las raíces y la naturaleza), no nos damos cuenta que la vida de la gente que ahora fue “matada” por el turismo es mucho mejor que lo que era cuando todo estaba “bien”.

Por eso, aunque nos duela o nos moleste que un pueblo que vivía sin electricidad se volvió turístico y tiene Wi-Fi y no se puede hablar cuatro horas con la señora más anciana de la aldea, la realidad es que sus nietos tienen muchos más calidad de vida que ella. Tienen más educación, mejor acceso a todo, más salud y esperanza de vida.

11226024_909220929170573_218149258232420009_o
Una niña divina en Mongolia. Su familia nos hospedó en su casa a cambio de nada.

El turismo no mata, lo que mata es la gente que se aprovecha de las diferencias para sacar beneficios, como los que dan propinas a niños que toman nafta en Vietnam y Tailandia para que hagan el show. Como los que regatean hasta el extremo porque “el tipo necesita vender”. Eso mata. Y lo hacen los que vacacionan 15 días y los que viven por el mundo durante años.

El turismo no mata, lo que mata es ir a países a buscar prostitución barata, a veces infantil, y aprovecharse de lo más vulnerables para saciar deseos asquerosos que ningún occidental de pura cepa se anima a hacer público en su ciudad de residencia.

El turismo no mata, lo que mata es ir a un salar a ver cómo trabaja la gente explotada o ir a un volcán de extracción de minerales en el que los mineros trabajan en condiciones deplorables, entre turistas que van a ver un amanecer lindo. Nuestros blogs decoran las visitas como que “fuimos por el color de la montaña” o “el paisaje es increíble”, pero la mayor parte del tiempo la pasamos haciendo fotos de los explotados, como si fuera un zoológico de humanos. Eso mata. Y lo hacen los que vacacionan 15 días y los que viven por el mundo durante años.

El turismo no mata, lo que mata es ir a bucear con tiburones y provocarlos con alimentos o tirar comida al mar para que el snorkel sea más vistoso o subirse a un elefante, montar un camello o sacarse una foto con el mono gracioso del centro de la avenida. Eso mata. Y lo hacen los que vacacionan 15 días y los que viven por el mundo durante años.

El turismo no mata, es más, el turismo “típico”, el que no nos gusta, ese que nos da rechazo, deja a las ciudades mucho más que lo que dejamos los viajeros de “bajo presupuesto” como nosotros. Deja más dinero (si no basta mirar los Estados y ciudades más ricas de cada país), deja más ONGs (muchas veces impulsadas por extranjeros con ganas de mejorar una realidad) y deja más trabajo (eso que tanto precisan muchos de los países que visitamos).

Lo que se necesita no es menos turismo, sino más responsabilidad. Se necesita que todos, los que viajamos mucho y los que tienen una semana de respiro entre el trabajo y más trabajo, pasemos por los lugares sin dejar huellas negativas en su gente, su ambiente y su tradición. Porque eso es lo que los mata.

Esta nota es una autocrítica dura con nosotros y con los “nuestros”, los viajeros de poca velocidad y billeteras flacas. Pero es sincera. Cada uno viaja a donde quiere y como quiere, y nosotros somos felices con nuestra forma de hacerlo. Pero a veces, sin querer, sentimos que se nos va la mano con aquellos cuya forma de pasear no es digna de nuestra admiración.

Con esos que no matan a nadie.

¿Ya miraste todo lo que publicamos en FacebookTwitterYouTube e Instagram?

Seguimos A la Vuelta!

Anuncios

4 pensamientos en “El turismo NO mata”

  1. “Lo que se necesita no es menos turismo, sino más responsabilidad. Se necesita que todos, los que viajamos mucho y los que tienen una semana de respiro entre el trabajo y más trabajo, pasemos por los lugares sin dejar huellas negativas en su gente, su ambiente y su tradición. Porque eso es lo que los mata.”
    Lindos viajeros creo que esto es en lo que debemos ser conscientes y transmitir a cada persona ajena al lugar.
    Y ustedes más que nadie tienen esta gran responsabilidad, ya sea por ir por el mundo y más que nada porque son CONSCIENTES de la situación.
    Gracias por compartir este sentir.

    Le gusta a 1 persona

  2. primera vez que entro al blog,los escuche en oceano y queria ver como era la cosa. Si lo de arriba es como una declaracion de principios
    de viaje, bien por ustedes, comparto. Seguire por ahi. Suerte y disfruten.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s