Parejas desparejas: occidentales mayores con filipinas jóvenes

12711261_976020385823960_1129211639572338545_oCuando los años corren y el tiempo pasa factura, algunos se empiezan a preguntar si ya pasó el tren o todavía hay chances para el milagro.

Para los que tienen esperanzas hay una solución y las condiciones son sencillas: tener entre 50 y 80 años, querer una novia joven, linda y servicial, ser egoísta y, por último, estar dispuesto a hacer uso y abuso de tu suerte.

Si alguien reúne estas cualidades, Filipinas lo espera.

12696915_976020369157295_5458608492085564608_oHace décadas que tanto orientales ricos, sobre todo Corea del Sur, y occidentales, mayoritariamente europeos y estadounidenses, vienen a estas tierras para enamorar a las más jóvenes.

Llegan, conquistan de una manera que a muchos nos resulta desagradable, muestran lo que tienen para dar (su poder adquisitivo) y hacen valer la diferencia.

12747420_976020419157290_1507828619440826724_oEs por eso que en este país, al igual que en algunos otros de los más pobres de Asia, abundan imágenes como las de las fotos.

Porque parece que es mucho más fácil viajar a 15.000 kilómetros que sentirse solos.

12698275_976020422490623_6503586559029216218_oCuando la excepción se convierte en la norma, los argumentos como “para el amor no hay edad” o “seguramente sean felices” se vuelven blandos, porque las excepciones son eso, excepciones, y por estos lados las “parejas desparejas” se cuentan de a miles.

¿Ya miraste todo lo que publicamos en FacebookTwitterYouTubeInstagram?

Seguimos A la Vuelta!

Anuncios

8 comentarios en “Parejas desparejas: occidentales mayores con filipinas jóvenes”

  1. Hola chicos,
    No he entendido bien entre la definición que hacéis de hombres maduros que buscan pareja en Filipinas lo de “ser egoista”. Y no sé que edad tenéis, pero está claro que desconocéis que una persona de 50 años se encuentra en un estado de vida y de experiencia vital maravillosa, capaz de hacer cualquier cosa que hagáis vosotros mismos a vuestra edad.
    Un saludo y buenos viajes.

    Me gusta

  2. Hola Oscar, con egoista nos referimos a que la forma de conquistar y dominar a las mujeres está basada en el dinero y la vida que les dan, que ellas no pueden tener de otra forma. Obvio que suponemos que una persona de 50 años está en un momento genial, la mitad de la vida por lo menos. Esperamos vivir muchos años, así que nos alegra que nos asegures que así es. De verdad que no nos referíamos a su capacidad de hacer cualquier cosa que podamos nosotros, si no a lo siniestro de conquistar con la billetera de forma tan notoria, viniendo a uno de los países más pobres del mundo y seduciendo a mujeres jovenes, desprotegidas, sin educación ni futuro, ofreciendo a cambio carteras, ropa, compras y una visa en algún lugar mejor, algo que no es difícil de encontrar, dado que Filipinas no podría estar mucho peor. Gracias por tu comentario, gran abrazo!

    Me gusta

  3. Bueno, respecto a eso de que Filipinas no podría estar mucho peor es algo relativo, para mi gusto está de maravilla, en Filipinas verás pobreza pero no miseria, lo cual es muy diferente. Tienen comida y techo y una alegría que contagia, felices de vivir día a día el presente sin preocuparse tanto por el futuro y la situación económica como en mi “privilegiada” Europa, tienen mucho que enseñarnos.

    Lo de las relaciones de viejos kanos con jóvenes tampoco lo veo tan egoísta y habéis caído en un estereotipo sin quizás conocer el asunto y entrar dentro de su sociedad. No es ninguna excepción que haya relaciones que acaben bien, son muchísimas las que se llevan de maravilla el resto de su vida. En ese tipo de relaciones existe una especie de feed back, si habláis del tema con muchas filipinas os daréis cuenta que muchas prefieren un hombre maduro con las que se sienten más protegidas en muchos aspectos y , lógicamente, el económico antes que estar con un filipino de más o menos su edad que en muchos casos las tratan mal, no les ayudan, beben demasiado y se acuestan con otras mujeres.

    Quizás me haya sentido aludido, y sinceramente me ha molestado, porque el mes pasado cumplí 52 años y mi mujer filipina tiene 37, nos llevamos quince años. Nunca jamás he sentido que pasó el tren de mi vida, además también llevo un viaje sin billete de vuelta que comenzó hace siete años cuando tenía 45. Físicamente me encuentro como cuando tenía treinta, entre otras cosas sigo surfeando sin parar tanto en Indonesia como en Filipinas, y mentalmente me encuentro todavía mejor que a los treinta, con la experiencia y el conocimiento que nos da la vida, vosotros mismos lo comprobaréis dentro de viente años.

    Conocí a mi mujer en Filipinas, no llegué desesperado buscando el milagro ni mi mujer estaba esperando el príncipe azul extranjero. El amor surgió como podía haber surgido en cualquier otra parte del mundo y a cualquier edad. Y desde hace cinco años se apuntó a unirse a mi nomadeo ya que en un principio dejé claro que no quería apalancarme en ningún sitio ni llegar a tener una vida “segura y estable”. Y aquí seguimos y parece que seguiremos por mucho tiempo, con nuestras discusiones como cualquier otra pareja y nuestros momentos felices que son la mayoría. Por eso os digo que quizás sin conocer la sociología de un país habéis caído en ese estereotipo de hombre + mujer del sudeste asiático = fracaso seguro.

    Un saludo y seguid contando.

    Me gusta

    1. Oscar, de verdad no entendemos eso de “pobreza pero no miseria” ni “tienen comida y un techo”. Estimamos que has pasado por Manila y ahí no es difícil encontrar gente durmiendo en cartones, mendigando y sin casa. Sobre su alegría sí, es muy lindo y digno la forma en que llevan su vida, pero no nos parece una vida digna, por culpa de los que pueden hacer cambios y prefieren engordar sus arcas.

      Sobre las relaciones, no dijimos que siempre acaben igual ni tengan las mismas razones, entendemos que tu puedas llevar una relación diferente y nos alegra, pero hemos conversado con filipinas y sus familias y la impresión que nos dio es la que transmitimos en este posteo, en el que aclaramos que se trata de una generalidad, no de casos puntuales como el tuyo, en el que claramente funciona el amor como en muchas otras parejas.

      Repetimos, tu caso no lo conocemos y nos alegra que funcione, también tu viaje de ida y ¡queremos la receta para seguir tan joven! Nosotros tenemos 28 y 30 y ya sentimos los años, jaja.

      Honestamente no creemos en que “hombre + mujer del sudeste asiático = fracaso seguro” y por eso aclaramos que no se trata de todas las realidades pero nuestra experiencia, las charlas que hemos tenido con locales y la extrañeza de ver que en Filipinas ocurre con una frecuencia que no vimos en ningún lado (ni del mundo, ni del sudeste asiático) nos llevaron a esta reflexión.

      Nada personal contigo, nos alegra que hayas llegado, tu historia, tu boleto de ida, tu juventud y tus comentarios, que al final para eso publicamos nuestras impresiones.

      Cálido abrazo!

      Me gusta

  4. Jajajaja, es cierto que hay casos realmente asquerosos, pero son los menos. El más habitual es el de Oscar y ese sí funciona a la perfeción. Además ¿quién os dice que todas las filipinas liadas con occidentales tienen 20 años? Vosotros no habeis visto filipinas de 44 años que parecen más jóvenes que vuestras propias hermanas de veintitantos jajajajaja. No os engañeis que dentro de nada estáis en el tajo. El tiempo vuela. Yo 54 y la mía con 44 se ve más jóven que la mayoría de las occidentales de 30.

    Le gusta a 1 persona

  5. Está claro que es un interés, como mujer si me dan a escoger, en igualdad de condiciones económicas y vida hecha, me quedo con uno de mi quinta, a mí también me gusta una pareja sin arrugas en el cuello o sin las huellas de la edad. La forma en como habláis de esas mujeres deja claro lo que buscáis en ellas, es comprensible, los años pasan para todos. La sumisión de ellas es el poder de muchos hombres.

    Me gusta

  6. desde el punto de los tópicos occidentes o a los ojos de cualquier feminista europea, eso de viejo occidental busca mujer 25-30 años más joven que él en Filipinas, pues claro, suena mal. Se junta una buena billetera con una necesidad, es decir, egoísmo de mutuo acuerdo o bien la tesis más feminista de machista inglés sesentón busca jovencita sumisa en un rincón miserable de China, sumisa, leal, medio analfabeta, etc. etc. Y yo pregunto a tanto hipócrita, moralista y falsante occidental si no ha pagado alguna vez a putas más jóvenes para satisfacer su caprichos sexuales; o a esas otras muchas parejas que llevan años casados sin quererse y que aguantan por intereses económicos o por no perder la vivienda. Vale ya, de tanta mierda, cinismo y embustes. Tengo 65 años y voy a ir al sudeste asiático a buscar novia, me gustan mucho más jóvenes que yo y a progre no me gana nadie. Solo busco afecto y cariño y una compañera que sienta la vida, creativa, y libre. Las mujeres de mi edad en España tienen la mentalidad de sus abuelos y la bendición de los curas.

    Me gusta

  7. Todos sabemos que las Filipinas a parte de morirse de hambre son racistas,buscan blancos y con dinero y que sean de USA para que las saquen de su país, y claro los viejos con aires de galanes deben saber que solo están ellas por interés.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s