Salir a pie, volver en auto

10557730_948269615265704_5041294343859838967_o.jpgEn Seúl, capital de Corea del Sur, la gente no paraba de comprar autos para ir de un lado a otro y surgió un triple problema: contaminación, alta demanda de nafta y mucho enlentecimiento del tráfico.
La solución se buscó por varios lados y desde 2013 existe el proyecto “Seúl: una ciudad que comparte”, en la que están a disposición los autos compartidos, vehículos de todos para usar y devolver.

El proceso es simple, canjeás una tarjeta, encontrás un auto en alguna de las muchas esquinas estipuladas, ponés tu tarjeta, desconectás el cargador del auto (el 66% de los autos son eléctricos) y lo usás.

Al devolverlo y pasar nuevamente tu tarjeta, la máquina te dice cuánto consumiste y cuánto tenés que pagar.

Fácil, simple, rápido, sin problemas de estacionamiento y con la misma comodidad que la de tu propio vehículo. Así es el auto compartido de Corea del Sur.

¿Ya miraste todo lo que publicamos en FacebookTwitterYouTubeInstagram?

Seguimos A la Vuelta!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s